Historia del Papel Kraft

Papel de estraza, papel madera o papel kraft:

En numerosas ocasiones, se ha considerado que el papel kraft es un papel de poco nivel; un papel de segunda. Y es que, al papel kraft van asociadas muchas connotaciones y características que no son del todo ciertas, como que es un papel feo, basto, sucio, que solo sirve para embalar objetos con el fin de protegerlos, que no son papeles bonitos, ni que sirven como elemento principal en un diseño. Pues bien, hoy queremos romper una lanza a favor de este versátil papel, con más aplicaciones de las que muchos imaginarían. Empezaremos por explicar qué es exactamente y por qué se le han ido vinculando atributos poco favorecedores.

El resultado (sin blanquear) es un papel grueso, de color marrón, muy resistente y de superficie rugosa. Por eso se tiende a pensar que no es un papel bonito porque se presenta como papel en crudo que no ha sido tratado y blanqueado.

Tipo de papel basto y grueso de color marrón. Está fabricado con pasta química, sin blanquear y sometido a una cocción breve. Muy resistente al desgarro, tracción, estallido etc.

Nuevos usos de papel kraft en diseño

Actualmente, puede verse claramente que se le ha dado una vuelta a la idea que se tenía de este papel marrón; ha pasado de ser un papel feo y no muy agradable al tacto, a ser un papel con encanto que desprende calidez y sabor a un trabajo artesano y de calidad. En muchos de los diseños en los que se utiliza el papel kraft como principal elemento estético, se busca comunicar conceptos como ‘hecho a mano’, ‘hecho con cariño’, ‘producto original’, tradicional’, ‘personalidad’, ‘amabilidad’ ,‘evocación’ o ‘nostalgia’. Ejemplo de ello son diseños de invitaciones de boda, diseño de packaging exclusivo, diseño de aplicaciones de uso corporativo, calendarios, libretas, agendas, etc. También por sus referencias de respeto al medio ambiente, sus usos se han diversificado, desde tiendas relacionadas con el diseño que lo utilizan para regalo como papel de envolver o bolsas creativas donde aplican su marca, a entidades públicas que hacen gala de uso de soportes y páginas de documentos en sus manuales de uso respetuosos con el planeta.

En Tarjetas Kraft, tenemos papel kraft marrón disponible para diversos soportes como por ejemplo tarjetas, carpetas, decoración … dando la opción de llevar impresión o no, y sobretodo cosas de packaging, tipo estuches, fajas o fajines para cajas.

Para que podáis tocarlo, hemos elaborado muestras  de tipos de papel Kraft, que enviamos al solicitarlo. Si todavía no la tienes la puedes solicitarla aquí rellenando tus datos.

Más Usado en:

Se suele usar como envoltura, para sacos, paquetes o para fabricar embalajes. En construcción, se utiliza combinado con polietileno u oxiasfalto para formar barreras de vapor.

También se usaba debido a su fabricación con un tacto parecido a plástico, para envolver alimentos de tienda (charcutería, carnicería, etc). Hoy en día, podemos aún verlos en algunos establecimientos.

Debido a su resistencia puede emplearse para empaquetar material destinado a esterilizar por medio de calor húmedo.

También se utiliza para hacer palomitas de maíz en el microondas.

Proceso Papel de estraza, papel madera o papel kraft

El proceso Kraft, también conocido como pulpeo Kraft o pulpeo al sulfato, es usado en la producción de pulpa o pasta de celulosa. Su nombre deriva del alemán y sueco Kraft, que significa “fuerza o resistencia’“. No es un mal término para este papel, ya que, debido a su composición, es mucho más resistente que algunos tipos de papel convencional. En la bibliografía aparece tanto en mayúsculas como en minúsculas, por la particularidad de la lengua germana de escribir todos los sustantivos con mayúscula inicial. Fue desarrollado de la mano delel alemán  de Carl F. Dahl. en 1879 y actualmente se usa para el 80 % del papel producido a nivel mundial.

Descripción:

El proceso implica la utilización de hidróxido de sodio (NaOH) y sulfuro de sodio (Na2S) para extraer la lignina de las fibras de la madera, usando grandes recipientes a presión llamados digestores. Es un proceso similar al de la fabricación del papel reciclado. El líquido que se separa, llamado licor negro, se concentra por evaporación y se quema en una caldera de recuperación para generar vapor de alta presión, que puede utilizarse para las necesidades de vapor de la planta o para la producción de energía eléctrica. Las plantas modernas son más que autosuficientes en la producción de energía.

La porción inorgánica del licor se emplea para regenerar el hidróxido de sodio y el sulfito de sodio necesario para el pulpeo. En el caso de las maderas de coníferas, se obtiene una sustancia jabonosa como subproducto de la evaporación. Ese jabón es acidificado para producir aceite de pino, una fuente de resinas, ácidos grasos y otros productos químicos. También se obtiene aguarrás.

Los subproductos derivados del sulfuro de hidrógeno y otros compuestos volátiles sulfurados son los causantes de las emisiones con olor desagradable características de estas plantas. Sin embargo, en las plantas modernas estos olores solo son perceptibles durante los cortes de mantenimiento y en otras situaciones poco frecuentes. Asimismo, las emisiones de dióxido de azufre, causantes de la lluvia ácida, son mucho menores que en plantas de pulpeo que utilizan otros procesos. Sin embargo, la pulpa producida es más oscura, por lo que los procesos de blanqueo deben ser más eficientes.

Los efluentes generados son tratados biológicamente en plantas para tal fin, lo que garantiza que los mismos no sean contaminantes para el curso de agua receptor de los mismos.



Deja un comentario